Reflexión para la Solemnidad de la Epifanía del Señor

Reflexión para la Solemnidad de la Epifanía del Señor

En nuestra liturgia, esta conmemoración está intrínsecamente ligada a la Epifanía, o sea, la manifestación de Jesucristo a todos y cada uno de los pueblos.

localidad del Vaticano

Este primer domingo del año, el día 6, se festeja la Solemnidad de la Epifanía del Señor o “Dia de Reis”, la celebración de los Reyes Magos.

En nuestra liturgia, esta conmemoración está intrínsecamente ligada a la Epifanía, o sea, la manifestación de Jesucristo a todos y cada uno de los pueblos. No obstante, para facilitar la celebración de este secreto tan importante, su celebración litúrgica se celebra ahora el domingo siguiente a la solemnidad de María, Madre de Dios.

Pero, ¿quiénes son los Reyes Magos? Tratemos de contestar a esta pregunta aprendiendo los Evangelios e estudiando varios documentos.

Primeramente, el relato de San Mateo no es una reconstrucción histórica de lo que realmente sucedió, cuando menos esa no era su intención. El evangelista y su red social original deseaban enseñar que el Mesías no vino a salvar a un país, sino al mundo entero. Mateo escribió para los judíos cristianizados, quería enseñar que Jesús es descendiente de David y que su misión se proporciona a los paganos.

No parece cierto que toda Jerusalén se alarmó, ni que Herodes convocó a todos los sumos sacerdotes, ni permitió que los sabios siguieran su camino. Tampoco debe ser cierto que la estrella haya tomado un curso contrario a las leyes naturales. No se debe buscar una explicación según las leyes de la astronomía.

En cuanto a los “Reyes Magos”, el artículo evangélico no habla de tres, sino de “Brujos de Oriente”.

En el siglo III, Orígenes habla de tres, probablemente por los tres dones: “oro, incienso y mirra”. San Juan Crisóstomo, en el siglo IV, charla del 12. En varias catacumbas encontramos los números 2 y 4.

Los nombres de los Reyes Magos – Melchor, Gaspar y Baltasar – se muestran en un manuscrito del siglo V.

Según Heródoto, los “magos” pertenecían a una tribu de los medos, que se transformó en una casta de sacerdotes entre los persas y que practicaban la adivinación, la medicina y la astrología.

seguramente Mateo piensa en astrólogos que vienen de Babilonia. Para los judíos, “Oriente” era toda la tierra que se extendía más allá del Jordán. Debido a los regalos ofrecidos al Niño, la tradición cristiana creía que los magos procedían de Arabia, el país del incienso. Ahora en Isaías (60,6), contamos referencias a los regalos que traían.

Flavius ​​​​Josephus, un gran historiador judío, cuenta historias similares de estrellas que se muestran en el momento en que nace una persona que está destinada a una enorme misión. Por ende, la reacción de Herodes es muy probable.

Pero esta historia de la estrella ya aparecía en el libro de Números (24, 17.19), 1.200 años antes del nacimiento de Jesús: “Lo veo, pero no es algo que vaya a ocurrir en escaso tiempo; Lo siento, pero no está cerca: aparece una estrella del estirpe de Jacob, aparece un reino de Israel… Una rama de Jacob se enseñoreará de sus enemigos”.

Entonces, ¿a quién le vamos a creer?

El relato de Mateo debe comprenderse a la luz de la intención teológica del evangelista, que no pretendía escribir un relato histórico, sino enseñar el sentido salvífico del nacimiento de Jesús: vino para todos los hombres, como la luz. Cuando está encendido, alumbra a todos, de forma indistinta.

Reflexión del P. César Augusto dos Beatos

Esperamos que le gustara nuestro articulo Reflexión para la Solemnidad de la Epifanía del Señor
y todo lo relaciona a Dios , al Santo , nuestra iglesia para el Cristiano y Catolico .
Cosas interesantes de saber el significado : Dios