Profesión Solemne de Fray António Boaventura Zovo Baza en

Por Fray Vitório Mazzuco Filho

Luanda Angola) – Las cinco comunidades de la Parroquia de São Lucas se han listo intensamente para este instante. Un triduo conmovió al pueblo. El primer día, el tema fue vocacion de la ciudad de san francisco, donde se mostró el contexto histórico y las biografías, las guerras de la juventud, el abrazo del leproso, la cruz de San Damião, el sitio donde se habló de la inspiración. En el segundo día, el carisma franciscano, la vida fraterna, el amor a la Iglesia, la pobreza y los pobres, la mística de la paz y la fraternidad universal y la ecología. En el tercer día, la diversidad deVida Franciscana y Familia Franciscana en Angola. La reflexión trajo el sentido de la vida consagrada, los monjes, las hermanas, la vida contemplativa, las Clarisas, los laicos franciscanos, la OFS y la Juventud Franciscana, simpatizantes y devotos.

De esta manera, la multitud comenzó a entender qué es la profesión solemne y a conocer la fuerza misionera del carisma franciscano y clariano que se encuentra en las distintas familias religiosas de Angola: la Orden de los Monjes Menores, la Orden de los Monjes Inferiores Capuchinos, las Clarisas , las Hermanas Franciscanas Hospitalarias de la Inmaculada Concepción, las Hermanas Franciscanas Misioneras de María, las Hermanas Franciscanas de San José, las Hermanas Franciscanas Misioneras de la Natividad de Nuestra Señora, las Franciscanas Siervas de la Reparación, las Hermanas Franciscanas Catequistas, las Hermanas Misioneras de Notre Dame, las Hermanas Franciscanas de Nuestra Señora del Amparo, Hermanas Franciscanas Misioneras de la Madre del Divino Pastor, Religiosas Esclavas de la Santísima Eucaristía y de la Madre de Dios, Hermanas Franciscanas de la Santísima Trinidad, Hermanas Franciscanas de Ingolstadt, Hermanas de la Sagrada Familia, Franciscanas Misioneras de Nazaret, Franciscanas de la Visitación, Franciscanas de Nuestra Señora de la Victoria, Orden Franciscana Seglar, Juventud Franciscana (Jufra), GeoFrater, Juventud Franciscana Eucarística, familia bella, fraterna, espiritual y misionera, acólitos, las mamás mejorando los alimentos y jugos, la organización de Kimbo São Francisco, todos los detalles para que todo sea ordenado, práctico y cómodo. Había un ámbito festivo y de celebración. En África las cosas no pasan sin un mínimo de intensidad. Cada acontecimiento está lleno de expectativa y participación. Como dice un viejo poema local: “¡Que expresen con fervor – Sus Votos ardientes!”

mensaje de felicitación¡PAZ Y BIEN!Es un honor y una gran alegría verte aquí; vuestra presencia demuestra vuestra estimada solidaridad conmigo en el cumplimiento de mis votos solemnes. Primeramente, deseo agradecer a Dios que es la razón de mi existencia y de este acontecimiento. En este momento, permítanme realizar mías las expresiones de la Exhortación Apostólica del Papa Juan Pablo II en el documento vocación y misión de los laicos en la Iglesia y en el planeta nº 57 de 1987: “El hombre es interpelado en su libertad por la llamada que Dios le hizo, la hace crecer, madurar y dar fruto. Deberá asumir la responsabilidad de sí mismo”. Es esta tremenda y sublime responsabilidad la que libre y responsablemente acepto el día de hoy. Extiendo mi agradecimiento a todos y cada uno de los cohermanos de la orden franciscana que son mi eslabón en la profundización de la vocación misionera al adherirse a la experiencia evangélica siguiendo a Nuestro Señor Jesucristo en las huellas del Seráfico padre San Francisco de Asís. A las Hermanas Franciscanas Hospitalarias, mis palabras son deficientes para expresar vuestra labor caritativa, caritativa y hospitalaria; sin embargo, es requisito que les afirme con enorme estima, ¡mi gratitud! Un enorme elogio va para mis padres y mi familia, quienes fueron la fuerza impulsora que me logró medrar en la sabiduría y la felicidad de la fe cristiana. Es a través de ellos que llegué a este misterio. Doy gracias a Dios por la ferviente oración de las Clarisas que dedican una gran parte de su tiempo a invocar al Señor para hacer mas fuerte nuestro sí, por el bien de las almas y del mundo presente y ausente, por acoger y acompañar mi retiro preparatorio en vuestro noviciado. fraternidad en Lubango. Alabado sea Dios por los bienhechores y amigos que nos han ayudado bastante con los bienes materiales; así como a los compañeros de camino por animar fuerzas en los instantes difíciles de esta larga búsqueda!Finalmente, expreso mi agradecimiento, desde el fondo de mi corazón, a toda la parroquia de São Lucas por el espacio y esfuerzo en la organización de este acontecimiento. Gracias por realizar tanto esfuerzo para que este día sea tan importante para mí y para nosotros. Es una alegría para todos nosotros. Que Dios les conceda la felicidad de la felicidad y la paz en sus vidas.Luanda, 30 de agosto de 2009.Fray Antonio Boaventura Zovo Baza

Llegó el domingo 30 de agosto, un sol tímido creando luces y sombras entre los árboles en la sequedad otoñal de Kimbo. El color se debió a la ropa. La multitud se encontraba ordenada por fuera y por la parte interior. A las 9 am, la procesión de entrada salió de la sede de la Misión y se dirigió al ámbito del altar; varios coros, atabaques, matracas, guitarra y bajo eléctrico, la rítmica percusión de las palmas, las hermosas voces con el característico y vigoroso timbre negro, la fe estampada en los semblantes y en las risas del pueblo, venía la procesión de los frailes, curas, ministros, discípulos en compromiso, exploradores, campanas, incensario, incienso y símbolos trayendo a fray António Boaventura Zovo Partida, su madre María Teresa, su tío Antonio en representación de su padre, sus parientes y su familia definitiva de monjes. El segundo fraile de votos solemnes de la Fundación Inmaculada Madre de Dios de Angola (FIMDA) caminó resueltamente hacia sus votos. La misa al aire libre creó el espacio perfecto para la concurrencia de más de mil leales. Hay un secreto único cuando al ritual romano se le da un giro africano. Todos aprendimos a ser solemnes y fáciles a la vez, festivos y profundos, a marcar con aplausos el rito que se convierte en ritmo. Los cantos fluyen como un mantra tribal que reitera, reitera, repite palabras de la Verdad del Misterio a fin de que, en un instante, tengamos la posibilidad hallarnos con este Secreto. ¡En nosotros y en el cuerpo, el alma baila!, dice fray Atílio Batistuz; fray Laerte, el ceremonial; fray Angelo José Luiz, el Maestro que muestra al aprendiz temporal que afirmará expresiones perpetuas; Fray Sebastião Kremer, párroco, atento, al final todo se abrió para unir el misal, la rúbrica, el ceremonial y la forma afro de empaquetar la mistagogía y la liturgia. La liturgia del domingo 22 del Tiempo Ordinario fue mucho más que ordinaria. La segunda lectura se leyó en kikongo, uno de los lenguajes locales. Tras el Evangelio, un instante realmente fuerte: emitieron la primera profesión Joana Ângelo, Maria Miguel, Natália Joana de la OFS; Ana Domingos, Ana Maria, Antónia Fernandes, Conceição Domingos, Dionísia João, Domingos Gama y Susana Mateus renovaron su profesión en la OFS El Ministro nacional de la OFS, hermano Domingos, recibió los compromisos. Fr. Vitório Mazzuco OFM, Viceprovincial, recibió, representando a la Orden y de la Provincia de la Inmaculada Concepción, los votos perpetuos de Fr. António Boaventura y de fe: “La experiencia del tiempo de capacitación nos confirmó la convicción de que el El Señor nos llama a vivir el Evangelio, siguiendo los pasos de San Francisco de Asís. “Es conmovedor ver a hermanos y hermanas pidiendo fuerza para vivir los compromisos de la vida evangélica, la observancia del Santo Evangelio, según la Regla de Vida y las Constituciones. Hubo distribución de la Regla de Vida, la Tau de los elegidos, la firma en el altar, las Letanías de Todos los Santos, el diálogo, el “¡Deseo!” claras y persuadidas, las promesas, la solemne bendición y consagración de las Profesas, el abrazo agradable de la paz, y en los pasos de baile, en el canto inolvidable. La Liturgia Eucarística, Comunión, articulo-Comunión, alegatos, anuncios, homenajes y agradecimientos La Bendición Final, la Bendición de la novedosa y gran imagen de San Francisco tallada allí en el mismo Kimbo y plantada en un pedestal para acoger, ver, resguardar y rezar adjuntado con los fieles; la bendición y entronización de la imagen de Nuestra Señora de Lourdes en la gruta del Kimbo.Procesión, vítores, cánticos, Avemarías, el Ángelus, lágrimas que riegan los semblantes y el polvo que se alzaba en el movimiento de personas y pasos. Emoción y devoción. ¡Francisco de Assis y Mama Muxima haciendo que el cielo se abriera para ese pueblo!, de esta forma fue la Profesión Solemne de Fray António Boaventura Zovo Partida, semilla y árbol del Carisma Franciscano plantado en la tierra de Angola, en esta inolvidable celebración de celebración en la Parroquia de São Lucas , en Palança, Luanda. En alabanza de Cristo. ¡Amén!