Papa en su viaje a Irak: No se puede defraudar al

Vaticano, 03 mar. 21/08:45 am (ACI).- El Papa Francisco solicitó a los leales orar por su próximo viaje apostólico a Irak, que se efectuará del 5 al 8 de marzo, y expresó su satisfacción por hacer esta visita. Según la sala de prensa de la Santa Sede, el Pontífice quería desde hace cierto tiempo “localizar a ese pueblo que tanto sufrió”.

El Pontífice recordó que “el pueblo iraquí nos espera” como “aguardaban a san Juan Pablo II, a quien se le prohibió ir”. Por eso, exhortó a toda la Iglesia a implicarse en el camino mediante la oración, a fin de que se haga bien, por el hecho de que “no se puede decepcionar por segunda vez a un pueblo”.

“Pasado mañana, si Dios quiere, iré a Irak para una peregrinación de tres días. Hace tiempo que deseaba saber a esas personas que tanto han sufrido; localizar esa Iglesia martirizada en la tierra de Abraham. Junto a otros líderes religiosos, también vamos a dar un paso mucho más en la fraternidad entre los fieles. Os solicito que acompañéis con la oración este Viaje Apostólico, para que se realice de la mejor forma y dé los frutos esperados”, fueron las expresiones del Papa.

A lo largo de su estancia en el país árabe, el Pontífice va a visitar la ciudad más importante, Bagdad; a la patria de Abraham, Ur; a las ciudades “mártires” de Qaraqosh y Mosul, marcadas por la violencia del Estado Islámico; y la capital del Kurdistán iraquí, Erbil.

Irak es un país de mayoría musulmana donde los católicos representan solo el 1,5% de la población y hace unos años padecieron la persecución del grupo terrorista Estado Islámico. Según la fuente consultada, se estima que en Irak viven entre 400.000 y 600.000 católicos.

El programa del viaje incluye un encuentro con las autoridades políticas y religiosas del país. Entre los instantes más esperados está el encuentro con obispos, sacerdotes, religiosos y religiosas, seminaristas y catequistas el viernes 5 de marzo en la Catedral siro-católica de “Nuestra Señora de la Salvación”.

Asimismo hay una anticipación particular para la reunión del sábado 6 de marzo con el Gran Ayatolá Sayyid Ali Husaini Sistani, la máxima autoridad de los musulmanes chiítas, en Najaf. Ese día, en Ur, la localidad de Abraham, el Papa participará en un encuentro interreligioso.

Pero los instantes más esperados de este viaje serán los encuentros con los cristianos locales. El domingo 7 de marzo se reunirá con cristianos de la llanura de Nínive en la Iglesia de la Inmaculada Concepción en Qaraqosh.

Ese día viajará asimismo a Erbil, la capital del Kurdistán iraquí, donde celebrará la Santa Misa en el estadio “Franso Hariri”.

Publicado inicialmente en Prensa ACI. Traducido y amoldado por Nathália Queiroz.

Compruebe también: